Cuando restan diez jornadas para el final del campeonato en la Primera Galicia, en el grupo 2º se afrontará la semana número 25 de competición. Y lo hará después de un pequeño descanso por motivo de los carnavales. La vuelta a la actividad nos presenta unos enfrentamientos que podemos calificar de: ‘para todos los gustos’.

Vaya por delante que de los tres principales favoritos el líder, Sigüeiro, será el único que tendrá su compromiso como local. Será en el Lino Balado (16.30 h.) y el rival de turno será el colista Bertamiráns. Los pronósticos se inclinan claramente en favor del cuadro que entrena Tomás Mougán, pero en deporte nunca se puede cantar victoria antes de tiempo. Es más, un error en este momento de la competición se podría pagar muy caro.

Por lo demás, sus rivales más directos: Fisterra y Flavia  tendrán que desplazarse a los feudos del Praiña y Chaián, respectivamente. Serán los de Padrón los que tengan que adaptarse a un campo mucho más pequeño que el suyo y de hierba artificial. Además, el equipo de Trazo está metido de lleno en la pelea por alejarse del descenso e, incluso, de las plazas que podrían verse afectadas por el efecto cascada y el mejor remedio es seguir sumando aunque sea puntito a puntito. La cita está señalada para las 16.30 horas.

Y treinta minutos después, es decir a las 17.00 h., el turno será para la escuadra que dirige Ángel Canosa. Los de Fisterra, a tan solo dos puntos del liderato, visitan a un Praiña que está viviendo su mejor momento de la temporada como lo corroboran los resultados (8 de los últimos 12 puntos en juego). Por lo tanto, serias incógnitas de lo que pueda ocurrir mañana en el Juan Amado de Pontevea.

Por lo demás, apuntar que la jornada de este domingo se iniciará a las 12.00 de mediodía con ese encuentro entre el Dumbría y el CD Lalín. Un duelo donde la igualdad será la tónica generalizada y entre dos rivales que están en una buena dinámica de resultados. Es más, los de Julián Ferreiro están inmersos en esa pelea por quedar lo más arriba y su primer objetivo será pelear por la quinta plaza con un Esclavitud que tendrá que cubrir el expediente en un duelo de rivalidad total. Los de Juanvi reciben a las 17.30 h. a un Bastavales que no está dispuesto a arrojar la toalla y confía en que pueda salir del descenso en estas diez jornadas de Liga que restan por disputarse.

Ya metidos en la franja horaria de las 17.00 horas nos encontramos con cuatro enfrentamientos donde destaca el duelo de rivalidad entre el Baio y el Esteirana. Los de Pablo Torreira, fuera ya de la pelea por el ascenso, tendrán una complicada cita en el Platas Reinoso ante la escuadra de Esteiro que está al alza. Por lo demás, duelos como el CD Unión-Soneira y Cordeiro-Tordoia donde los agobios no son tan presionantes configuran ese paquete de partidos de las cinco. Se completará esta jornada número 25 con el choque previsto entre el Piloño y la UD Val do Ulla, en el que los de Raviña están mostrando una clara mejoría. Es más, los de A Ulla, aún muy necesitados de puntos tendrán una buena oportunidad para sorprender a un Piloño que ya no se juega casi nada.

FOTO: Los jugadores de la UD Val do Ulla y el Bertamiráns preparados para saltar al campo en el encuentro jugado entre ambos en el campo de O Coto.