La jornada que nos espera en este fin de semana para el grupo 2º de la Primera Galicia tendrá un denominador común que será enfrentamientos de los favoritos con los conjuntos que están en la zona de peligro. Y ahí, los pronósticos podrían estar muy definidos en favor de los primeros, pero una cosa tienen clara sus rivales: “a morir matando”.

Comenzamos por el Bastavales y el Dumbría (16.15 en el Municipal de Brión) que abrirán el fuego en esta jornada número 24. Los chicos de Manolo Pereiro saben que cada jornada que pasa las opciones de conseguir la permanencia van desminuyendo. Por lo tanto, este duelo con el Dumbría y que hizo pleno en las tres últimas jornadas, será el punto de inflexión si, de verdad, quieren salir de esa plaza de colista.

Una situación que se repetirá en el duelo Bertamiráns-Baio (17.30 h.), en el que los cambios en el banquillo son el arma elegida por la entidad de Ames. Con la marcha del técnico Juanma en la escuadra aurinegra se busca la reacción definitiva para buscar la salvación, pero enfrente estará la revelación de la temporada en este grupo, pero que como se ha visto en las dos últimas jornadas también es vulnerable.

Este tipo de encuentros se repetirán en las citas de O Coto (Val do Ulla-Sigüeiro, 17.00 h.), en el Xosé Luis Vara (Esteirana-Esclavitud, 17.30 h.) y en el Arasolis (Fisterra-Chaián, 16.30 h.). Si acaso, en los dos primeros el efecto de campo podría ser una ayuda más para los más perjudicados en la tabla, pero está claro que los favoritos saben que no pueden fallar para poder alcanzar sus metas.

Después, la jornada también nos presenta una serie de confrontaciones en donde la igualdad será patente y en donde la lucha por escapar de las plazas que pueden llevarles al descenso pesará para los dos contendientes. Soneira-Cordeiro (16.30 h.), Lalín-Praiña (19.45 h.) son el claro ejemplo en el que el valor de los puntos será muy importante.

Por lo demás el fin de semana se completará con partidos con mucho morbo. De una parte tenemos ese Flavia-CD Unión (16.45 h.) en O Souto y con los padroneses que no pueden ceder un solo punto si quieren hacerle frente a Sigüeiro y Fisterra en la pelea por el ascenso. Y atención al encuentro que disputarán los conjuntos del Tordoia y Piloño (Gorgullos, 17.00 h.). Los dos, ya se puede decir, tienen la temporada resuelta y sin las presiones de tener que ganar, ofrecerán un duelo en el que el objetivo será sumar para conseguir la mejor clasificación posible.

 

FOTO: Los jugadores del Esclavitud en el entrenamiento del viernes preparando el encuentro que les enfrentará mañana en el campo del Esteirana.